La práctica del deporte, tanto a nivel profesional como amateur con la finalidad de mantenerse en forma, ha aumentado de forma considerable en los últimos años. Según el Consejo Superior de Deportes, el número de personas que han introducido en su rutina diaria la práctica de ejercicio, se ha incrementado, especialmente, entre las mujeres y los mayores de 54 años, pero ¿y si sufres defectos visuales? Los amantes del deporte ya no tendrán que preocuparse porque podrán disfrutar de libertad total con las lentes Orto K. 

Las lentillas que te pones para dormir y te permiten hacer deporte durante el día

La ortoqueratología es un método de corrección visual que se practica desde hace más de 20 años y cuenta ya con 1.500.000 usuarios en todo el mundo. En Doctor Lens, clínica especializada en Orto K, llevan casi dos décadas trabajando esta técnica en Europa. “Es un tratamiento que practicamos con éxito desde hace más de 18 años en los que ya hemos atendido a más de 24.000 pacientes”, asegura, Mónica Lovera, oftalmóloga del centro en Madrid. 

Las lentes Orto K se utilizan exclusivamente durante las horas de sueño. Mientras duermes, la córnea se adapta suavemente a la curvatura de las lentillas hasta corregir totalmente la visión. Dicha curvatura está hecha a medida especialmente para cada paciente. Al utilizarse durante las horas de dormir, cuando el ojo está descansando,  la capa más externa se adapta suavemente a la forma de la lente.  Este pequeño cambio de curvatura no causa ninguna sensación molesta diferente a la de una lente convencional, sin embargo, es suficiente para que el ojo se haya adaptado a ella y pueda disfrutar de una correcta visión para realizar cualquier tipo de actividad.

Cuando te levantas por la mañana y retiras las lentes Orto K, tus ojos se han adaptado perfectamente y puedes ver correctamente durante todo el día sin tener que usar gafas o lentillas convencionales. Este método de corrección visual es el único tratamiento no invasivo y reversible que te permite tener una visión totalmente normal sin pasar por quirófano y con el que puedes disfrutar de libertad total. 

Las lentillas para dormir están diseñadas con un material semirrígido y permeable al gas que posibilita que siempre haya lágrima entre la córnea y la lente de contacto. Este tipo de material, distinto al de las lentes convencionales,  evita que la lente se quede pegada al ojo o que se deshidrate. Aunque, como sucede con otras lentillas,  las primeras veces de uso, los pacientes sí notan su presencia, ese efecto va desapareciendo con los días y si se siguen los hábitos de higiene y rutina recomendados, no existe mayor inconveniente. 

La solución más cómoda frente a las gafas o las lentes convencionales

Según el estudio que mencionábamos anteriormente del CSD, está habiendo un importante crecimiento en la práctica de algunas disciplinas deportivas, al igual que en la frecuencia con la que se realizan. La gimnasia de mantenimiento en casa, el jogging, así como el golf, el patinaje o deportes como el buceo, la espeleología o el surf, están ganando aficionados. 

Las lentillas para dormir son la mejor alternativa para los deportistas y pacientes que necesitan ver bien sin gafas y que no quieren someterse a cirugía refractiva. Lo que quieren es poder disfrutar de libertad total para mantener su estilo de vida y sus rutinas deportivas, sin tener que preocuparse por las lentillas convencionales o las gafas. Por eso, las lentes Orto K son la solución más cómoda frente a los métodos de corrección visual más tradicionales. La ortoqueratología, no sólo es un método no invasivo y reversible que te aporta libertad y comodidad durante el día, sino que además, actúa como un eficaz método de control de la miopía. 

Las lentes Orto K permiten practicar cualquier tipo de actividad, incluidos deportes de contacto como el baloncesto, fútbol, esgrima… sin que tu vista se vea afectada. Los expertos en salud visual suelen prescribirlas para miopías leves o moderadas o en caso de astigmatismo corneal de hasta 1,50 dioptrías. Con los nuevos diseños pueden corregirse también miopías más altas        (-7.00 D) y astigmatismos corneales de hasta -4.00 D. En el caso de los hipermétropes, las lentes Orto K permiten corregir hasta +4.00 D.  Pueden utilizarlas deportistas de todas las edades ya que su uso está recomendado a partir de los seis años. 

Natación, surf, kick boxing, judo, tenis, pádel, yoga, running, baloncesto, gimnasia… No importa la actividad física que practiques, las lentes Orto K son las lentillas para los amantes del deporte por la libertad total que proporcionan al permitirte que te olvides por completo de ellas durante toda tu jornada, sin tener que renunciar a una buena visión para disfrutar de tu disciplina deportiva favorita y mantener tu estilo de vida.  Si quieres conocer más sobre este método, no dejes de ver el caso de Adriana. Adolescente de 15 años y apasionada de la esgrima, se sentía fea usando gafas, además de la limitación que suponía para ella su uso. Hoy, las lentes Orto K han cambiado su vida. 

Como le sucedía a Adriana, el problema estético afecta a muchos menores que no quieren utilizar gafas. Para ellos, las lentes convencionales tampoco son una buena opción ya que requieren unos hábitos de higiene para los que no están acostumbrados, por no hablar de las pérdidas y roturas.  Si además sumas que, la cirugía refractiva no está recomendada hasta los 18 o 20 años cuando se ha estabilizado la graduación del ojo, las lentes Orto K son el método más cómodo para disfrutar de tu estilo de vida. 

Si quieres conocer más sobre las lentes para los amantes del deporte, solicita ya una cita con tu oftalmólogo de confianza. “Es imprescindible realizar un estudio visual individualizado y considerar las preferencias y estilo de vida de cada paciente para saber si las lentes Orto K son la técnica de corrección visual más adecuada para tratar tus defectos visuales”.

Booking.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here